Notorias preferencias de la procuradora Margarita Cabello hacia el centro democrático demostró su reciente actuar

Margarita Cabello, en sus funciones como procuradora, decidió suspender de su cargo a Daniel Quintero, por presuntamente haber participado indebidamente en política en favor de Gustavo Petro. Las reacciones frente a esta decisión tomada a la ligera no se hicieron esperar, con voces a favor y en contra, ha sido considerada por muchos como injusta, basada en suposiciones y selectiva.

La suspensión de Quintero, recordó el caso de Gustavo Petro, cuando fue apartado de su cargo por Alejandro Ordoñez. Para aquel entonces, la decisión del procurador fue reversada por la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) al considerar que, un ente de control como la procuraduría no podía desconocer la elección democrática de miles de ciudadanos.

Por otro lado, la procuraduría ha guardado silencio sobre la participación en política de otros funcionarios que han apoyado directamente la campaña de Fico Gutiérrez, como Jaime Pumarejo (alcalde de Barranquilla), el mismo presidente, Iván Duque, quien ha cuestionado las propuestas de Petro, el ministro Diego Molano o el general Eduardo Zapateiro.

El que este ente de control haya arremetido contra Quintero de la forma en que lo hizo, da por sentado que, todavía sigue siendo un objetivo para el uribismo. Y tal parece que, harán hasta lo imposible para intentar sacarlo de la alcaldía luego de que la revocatoria en su contra fuera una completa pérdida de tiempo.

Comments are closed, but trackbacks and pingbacks are open.